lunes, 5 de noviembre de 2007

Dispare, Sr Smith

Shoot Em Up, La nueva película del director Michael Davis protagonizada por Clive Owen, Paul Giamatti y Monica Bellucci. A continuación os expongo la crítica de esta entretenida película.

Director inglés dirige a actor inglés en un excelente pasatiempo en la que los pseudo-cinéfilos saldrán disgustados. Precisamente,en los anuncios previos a la emisión de la película, nos mostraron un spot de antena 3 criticando a los personajillos que se autodenominan seguidores del cine independiente. En él, se daban los tópicos necesarios para ser un buen "independiente". Los que piensen como ese, seguramente no disfrutarán de la película, ya que sus cerebros no podrán asimilar algo que entretenga. Todas las que ellos ven, deben plantear dudas existenciales, ser alegorías de la vida misma,... sin comentarios.

En lo referente a la película, Michael Davis nos presenta una cinta de acción con excelente trabajo de cámaras, escenas espectaculares, poco realistas aunque muy originales. Desde luego, la sucesión de hechos en la película no nos deja casi ni respirar, ni pensar en el guión. Es más recomendable para jóvenes entre los que me incluyo, ya que se percibe que va dirigida a ellos por la composición de su banda sonora (Nirvana, Offspring...).

Los defectos de la película residen en su base: el guión. Aún así, nos damos cuenta que al fin y al cabo el director nos quiere transmitir las peripecias del protagonista transmitiendo un espíritu propio de películas policiacas de los años 80 como las de Charles Bronson; ahí tampoco importaba el guión.

Lo mejor:
Sus innumerables secuencias de acción.
La música( sólo para los rockeros).

Lo peor:
La intrascendencia del guión.

Veredicto: Una cinta de acción muy entretenida que sabe mezclar humor con escenas trepidantes. Ciertamente, una de esas películas palomiteras.

1 comentario:

TRONCHA dijo...

Tampoco hay que esperar gran cosa de este tipo de películas, pasar el rato y poco más, aunque si hay alguna otra es mejor dejarlas para cuando no hay más remedio.

Buen blog.

Saludos...